(M4) Neteja i desinfecció instal·lacions

(M4) LIMPIEZA Y DESINFECCIÓN INSTALACIONES

5.8.3. Limpieza y desinfección de las instalaciones
Las medidas de contención para evitar la propagación del coronavirus SARS-CoV-2 requieren también revisar y reforzar los programas de limpieza y desinfección.
Dado que se ha observado que la supervivencia del coronavirus en las superficies puede ser muy variable (de entre 2 horas y 9 días), es recomendable que se intensifiquen los procedimientos de limpieza y desinfección que se llevan a cabo habitualmente. Estas actuaciones de limpieza y desinfección deberán incidir especialmente en todos aquellos elementos o zonas que pueden tener más contacto con las manos. En este sentido no debemos de olvidar las áreas administrativas de la empresa (oficinas, despachos, salas de reuniones, etc.).
Hay que hacer especial énfasis en la limpieza del mobiliario y de las partes de estructuras que con más frecuencia contactan con las manos. Por ejemplo: dispositivos para fichar, pomos de las puertas, pomos de armarios, puertas abatibles, barandillas, etc.
La información científica disponible indica que la limpieza con agua y detergentes y el uso de productos desinfectantes comunes debería ser suficiente para la limpieza y desinfección preventiva. El hipoclorito de sodio (contenido en la lejía doméstica) y el etanol se consideran eficaces (ver punto 1.7).
Para las superficies que podrían ser dañadas por el hipoclorito de sodio, o si se trata de desinfectar elementos delicados o de desinfectar áreas pequeñas, se puede utilizar etanol al 70% de concentración.
La limpieza y desinfección debe ser realizada utilizando equipos de protección personal y es importante mantener el área ventilada para proteger la salud del personal de limpieza.

Medidas extraordinarias en la limpieza y desinfección
• Se deberá hacer una lista exhaustiva, por zonas, de aquellos puntos donde hay que intensificar la limpieza y desinfección. Para ello se recomienda, realizar un recorrido por las instalaciones para observar los elementos con los que se interactúa. Una vez hecho el ejercicio dispondremos de una lista sobre la cual poder verificar mediante una segunda inspección, se recomienda que sea realizada por personas diferentes, de ue no nos hayan pasado desapercibidos elementos.

Elementos básicos a considerar:
– Timbres

– Manillas y pomos de puertas, ventanas, armarios y archivadores.

– Interruptores

– Llaves

– Tarjetas magnéticas

– Botones de ascensores o maquinaria.

– Barandillas y pasamanos, de escaleras y ascensores

– Mostradores

– Mesas y sillas (apoyabrazos), especialmente en las zonas de espera y de reuniones

– Ordenadores, sobre todo teclados y ratones

– Teléfonos, especialmente botones y auriculares

– Teléfonos móviles /Tablets.

– Impresoras /Fotocopiadoras

– Tornos de acceso

– Grapadoras y otros utensilios de oficina

– Mandos a distancia (por ejemplo: aire acondicionado)

– Grifos

– Lavabos

– Máquinas expendedoras

– Otras superficies o puntos de contacto frecuente

• Extremar e incrementar la frecuencia de la limpieza y desinfección de todas las instalaciones, incluidas las superficies y mobiliario de las zonas como vestuarios, comedores o salas de descanso de la empresa, manijas de las puertas, teclados, otros puntos que se puedan contaminar fácilmente, y en especial los servicios higiénicos.

• Realizar una ventilación adecuada de todos los espacios.

• Hacer una limpieza de vestuarios y zonas de descanso y comedor después de cada turno.

• En almacenes, en los cambios de turno, parar la actividad para desinfectar líneas, puestos y zonas comunes.

• Evitar el solape de operaciones de limpieza y desinfección general con otras como las de mantenimiento

• Los vestuarios y zonas comunes se limpiarán con más frecuencia y como mínimo después de cada turno de trabajo teniendo especial cuidado de aquellas partes que se hayan tocado con las manos, como pueden ser, en los vestuarios, las puertas de las taquillas, los bancos para sentarse, o los pomos o barras de las puertas. Por otro lado, todas las áreas que se tocan con frecuencia, como todas las superficies accesibles de paredes y ventanas, inodoros y superficies del baño, también se deben limpiar con cuidado.

Productos de limpieza y desinfección y su aplicación
Contactar con los proveedores de productos de limpieza y desinfección para asegurarnos de que estamos utilizando los productos más adecuados en cada caso, tanto respecto al área de manipulación como a las áreas administrativas y comunes (oficinas, vestidores, lavabos, comedores, etc.).
Respecto a la limpieza, la bibliografía indica que se puede realizar con agua y jabón o se pueden usar los detergentes de uso habitual en el ámbito doméstico, los cuales deberán aplicarse en la concentración y condiciones de uso que indique la etiqueta de cada producto.
Respecto a la desinfección, hay evidencia de que los coronavirus se inactivan en contacto con una solución de hipoclorito sódico a una concentración al 0,5% durante 1 minuto o bien al 0,1% durante 5 minutos. Para obtener, por ejemplo, una solución al 0,1% se puede hacer una dilución 1:50 de una lejía al 5% (20 ml de lejía en 1 litro de agua). Estas soluciones de lejías deben prepararse diariamente y deben dejar actuar durante unos minutos para asegurar una desinfección eficaz. Por otro lado, también hay evidencia de su inactivación con etanol al 62-71% o peróxido de hidrógeno al 0,5%, en 1 minuto. Asimismo, se pueden usar toallitas con desinfectantes para según que superficies u objetos. No utilizar etanol del 96%. Si se dispone de esta concentración elaborar una dilución. Por ejemplo, para una botella tipo espray de 100 ml: 70 ml de etanol 96% + 30 ml de agua.
No obstante, se pueden utilizar también otros productos desinfectantes, siempre que tengan finalidad viricida. Estos productos deben estar inscritos en el Registro de plaguicidas no agrícolas o biocidas o en el Registro Oficial de Biocidas, de la Dirección General de Salud Pública, Calidad e Innovación del Ministerio de Sanidad y dispondrán del correspondiente número de registro. Pulsar aquí para consultar el listado de los productos virucidas autorizados en la industria alimentaria (clasificación PT4) y para uso ambiental (clasificación PT2) elaborado por el Ministerio de Sanidad en motivo del COVID-19.
La utilización de estos productos se hará siguiendo estrictamente las condiciones de uso que figuren en la resolución de inscripción de estos productos en los mencionados registros, sus etiquetas y fichas de datos de seguridad.
El personal de limpieza utilizará equipo de protección individual adecuado dependiendo del nivel de riesgo que se considere en cada situación, y los desechará de forma segura tras cada uso, procediendo posteriormente al lavado de manos.

(M4) Neteja i desinfecció d'instal·lacions

DESCARREGA MESURES (PDF)

Enviar enllaç de descàrrega a:

Confirmo que he llegit i accepto la Política de privacitat.